Mis hijitos!

Lilypie First Birthday tickers

miércoles, 3 de noviembre de 2010

Reunión de padres en espera (futuros adoptantes)

Estabamos invitados por la Fundación Prohijar, para dar nuestro testimonio en una de las reuniones mensuales de Padres en Espera. En cada una de las reuniones se presentan uno o dos casos de familias adoptivas, para dar fuerza, esperanza y como en nuestro caso, intentar dar coraje a quienes están esperando el bendito llamado de algun juzgado. Aclaro que nosotros no adoptamos a través de la Fundación, pero sí nos han apoyado y acompañado y siguen haciéndolo. Además el mismo día que el juzgado nos daba la autorización para vincularnos con los nenes, nos llamaban de Entre Ríos para decirnos que habían seleccionado nuestra carpeta (hecha en Prohijar). Pero sobre  todas las cosas, lo que nos motivó a ir fue el deseo de que alguna persona se atreva a convertirse en familia de un nene con vih o con cualquier enfermedad, porque ellos tienen el mismo derecho que todos los niños de crecer en el amor de una familia.
Ayer fuimos a la reunión. Había mucha gente. Me conmovió ver tantas personas esperando por un hijo, habiendo tantos chicos esperando una familia. En cada uno veía mi ansiedad de hace unos meses, la ternura que nos producía ver en las reuniones a los hijos de familias recién formadas, el dolor de los años de espera, la ilusión de pensar que los próximos podíamos ser nosotros. Tenemos la esperanza de haber dejado en cada uno una huellita, como dejaron en nosotros su huella las familias que conocimos cuando todavía eramos dos en espera, como cuando los papás de Jorgito, con una cardiopatía, dijeron "nosotros no buscabamos un nene ideal, queríamos un hijo real"; o las palabras de los papás que adoptaron 3 nenes, diciendonos "límites, límites y más límites, son fundamentales para lograr la armonía"; y con los papás que adoptaron un bebé nos dimos cuenta de que, al contrario de ellos, nosotros podíamos recibir hijos grandes...
Y mi hijo hoy me dijo  - Mamu ¿te acordaste de decirles que hay muchos nenitos y nenitas que quieren tener papás?
Sí se los dije, y se los digo a  ustedes ahora: No se olviden de los miles de chicos institucionalizados en Argentina, nenes, nenas, bebés, mayores de 10 años, sanos, con enfermedades leves, moderadas o graves,  con vih, cardiopatías, síndrome de down, problemas motrices, neurológicos...uf. Recuerden: lo más importante es el amor, el que tengan ustedes para dar pero el más grande, el más inmenso, el más infinito y maravilloso es el que sus hijos tienen para darles si se animan.